La pedicura del futuro

Recuerde, ¿cómo se hizo la pedicura por última vez?

Probablemente ablandó la piel, pasó la piedra pómez por los talones, cortó las durezas con una cuchilla afilada y se pintó las uñas.

 

Pero, ¿cómo hacen la pedicura en Japón?

La hacen, sin lugar a dudas, con la ayuda de los calcetines exfoliantes, que se han convertido en la principal tendencia de Asia en el ámbito de la pedicura.

¿Por qué elegir el método de pedicura japonés?

En primer lugar, los calcetines son fáciles de usar y sustituyen la visita al salón de belleza.

En segundo lugar, el efecto de su uso dura hasta 60 días.

En tercer lugar, se olvidará para siempre de piedras pómez, cuchillas y limas eléctricas. Y todo eso sin perder tiempo ni dinero.

Calcetines exfoliantes japoneses

Los calcetines exfoliantes japoneses SOSU son una auténtica leyenda en el ámbito de la pedicura casera. Hoy en día las ventas mundiales suman más de 3,5 millones de pares. Una composición japonesa única, un resultado 100 % garantizado y el reconocimiento por parte de los expertos han convertido a SOSU en todo un referente de calcetines exfoliantes. Únase a las miles de personas que ya han probado SOSU.

Composición segura

La composición contiene ácido láctico y 10 componentes naturales

3,5 millones de clientes satisfechos

Más de 3,5 millones de pares vendidos en todo el mundo

Efecto prolongado

El efecto dura hasta 60 días tras el uso de los calcetines SOSU

Económica

La pedicura realizada con la ayuda de los calcetines SOSU es bastante más barata que el tratamiento en un salón

Instrucciones de uso de los calcetines

Recorte la parte superior de la bolsa y saque los calcetines

Recorte los calcetines por la línea de puntos

Póngase los calcetines y déjeselos puestos durante 1 o 2 horas

Retire los calcetines y lávese los pies con agua tibia

En los próximos 3-5 días comenzará la exfoliación de las capas superiores de la piel

En menos de una semana sus pies se volverán tan suaves y lisos como la piel de un bebé

Antes before
Después after
  • Eliminan la piel áspera, las durezas, las grietas y los callos
  • Cuidan la piel con nutrientes esenciales
  • Hidratan la piel en profundidad
  • Eliminan olores desagradables

Compuestos por 11 ingredientes naturales

Ácido láctico

Se consigue como resultado de la reacción enzimática producida en el proceso de fermentación de la glucosa por los fermentos lácteos.
En la naturaleza se encuentra en la leche agria, en las verduras fermentadas y encurtidas, en el queso curado y durante la fermentación del vino y la cerveza. El ácido láctico ayuda a reducir el grosor de la capa superior (capa córnea) de la epidermis y la piel se vuelve lisa y uniforme. Se considera uno de los exfoliantes más suaves.

Ceramidas

Son un componente importante del líquido intracelular de la capa superior de la piel y las genera nuestro organismo. Las ceramidas constituyen entre un 45 % y un 60 % de la capa córnea y tienen la función de cementar los corneocitos, con lo cual crean una sólida barrera lipídica de la piel. Junto con otras sustancias, las ceramidas protegen la piel del impacto de los agentes nocivos del medio ambiente, los alérgenos y las sustancias tóxicas.
Los cosméticos entre cuyos fermentos se encuentran las ceramidas son muy beneficiosos debido a que compensan la falta de las ceramidas naturales, rellenan las zonas entre las células muertas de la capa superior de la epidermis, las cementan y no dejan que desaparezca la hidratación, sintetizando nuevas células de la epidermis.

Salvia

Arbusto perenne con hojas de un color verde grisáceo y pequeñas flores azul violáceo que poseen un sabor astringente y ligeramente amargo. El valor más importante de la salvia es su composición única.
Sales minerales, flavonoides, aceites esenciales, fitoncidas, vitaminas A, B1, B, B2, B3, B6, ácido ascórbico y fólico, colina, la poco frecuente vitamina K, potasio, calcio, fósforo, magnesio, manganeso, cinc, selenio, hierro, cobre. Todas estas sustancias contribuyen a la reparación y la tonificación de la piel.

Berro de agua

Planta perenne. El berro de agua es rico en vitaminas y microelementos y no contiene azúcar. Contiene bastante más vitamina C y carotina que las hojas de cebolla.
En el berro de agua se encuentran aceites esenciales, yodo, calcio, magnesio, hierro, cinc, cobre, manganeso, fósforo, sodio y vitamina E. La cualidad principal del berro de agua es el equilibrio entre las vitaminas y los microelementos.

Escualeno

Sustancia presente en los aceites vegetales (aceite de oliva, aceite de salvado de arroz, aceite de germen de trigo), además de en el hígado de tiburón. El escualeno también lo producen nuestras glándulas sebáceas. Proporciona una barrera de protección para la piel.
El escualeno penetra rápidamente en la piel, la suaviza y la hidrata. Es especialmente adecuado para la piel seca, agrietada, escamada y, además, ayuda a otros nutrientes beneficiosos a penetrar en la piel.

Aceite de ricino

Aceite vegetal obtenido de la planta ricinus communis, es una mezcla de triglicéridos de los ácidos ricinoleico, linoleico y oleico. El aceite de ricino contribuye a una regeneración rápida de las células de la piel, suaviza y nutre la epidermis.

Ácido hialurónico

Polisacárido glicosoaminoglicano que forma parte del tejido nervioso, epitelial y conjuntivo. Esa gran molécula es capaz de retener sola varios miles de moléculas de agua. Las propiedades únicas del ácido hialurónico proporcionan elasticidad a la piel.
El ácido hialurónico es necesario para la formación del líquido intracelular que constituye el medio para la realización de las funciones celulares: su división, el acceso a ellas de los nutrientes y la eliminación de los productos residuales.

Saponaria

Género de las herbáceas perennes, menos frecuentemente de ciclo anual, de la familia de las caryophyllaceae. La saponaria mejora la circulación capilar de la piel, tiene propiedades limpiadoras suaves, suaviza la piel y disminuye las alergias. Contiene propiedades antifúngicas y antibacterianas.

Soja

Planta leguminosa. El porcentaje de proteínas que contiene es bastante más alto que en el resto de las representantes de su grupo. La soja rejuvenece, hidrata y nutre la piel de una forma excelente y la regenera a nivel celular. La soja también hidrata y suaviza de forma efectiva la piel endurecida y áspera de las manos y pies.

Arctium

Planta herbácea bienal. El arctium es un buen antiséptico. Actúa muy bien en la curación de diferentes eccemas y forúnculos, además de rozaduras y heridas comunes. Funciona muy bien contra la descamación de la piel.

Hiedra

Planta perenne trepadora. El valor de la hiedra reside en las saponinas que contiene: se encuentran más de 50 tipos distintos. Precisamente son las saponinas las que muestran una alta actividad antibacteriana y resultan perniciosas para los hongos y las bacterias. La hiedra tiene una acción revitalizante y tonificante en todo el organismo.

Pedir LOS CALCETINES AHORA MISMO!

Formulario de pedido

Introdúzcase, por favor
El teléfono de contacto
Nunca compartiremos su correo electrónico con terceros
Describa un pedido

Preguntas frecuentes